Iniciativas institucionales latinoamericanas para generar conocimiento sobre Asia

• Juan José Ramírez Bonilla. 
SECCIÓN: DOSSIER
• Doctor en Desarrollo Económico y Social, Universidad de Paris I, Panthéon-Sorbonne; desde 1993, es Profesor-Investigador del Centro de Estudios de Asia y África, adscrito al área de estudios sobre el sureste de Asia. Su principal línea de investigación consiste en “Los procesos de integración económica en Asia del Pacífico.”


 

Resumen

 El presente trabajo forma parte de la agenda de investigación sobre el desarrollo de los estudios latinoamericanos en Asia y de los estudios asiáticos en América Latina, propuesta en el marco de la Red sobre Internacionalización de las Movilidades Académicas y Científicas (RIMAC). Se trata de una primera aproximación a las modalidades que han adoptado las iniciativas institucionales latinoamericanas, para generar conocimientos sobre Asia; en ese sentido, hemos limitado el ámbito de estudio del texto a las iniciativas correspondientes a México, Chile y Perú y vinculadas a los foros regionales del Pacífico. La razón de esta elección es la relación causa-efecto que ha tenido la participación de esos países en los foros regionales para el desarrollo de los estudios sobre Asia; además, cabe señalar que, como objeto de estudio, Asia es considerada en una doble dimensión: por un lado, es tema de estudio directo para unos pocos centros especializados en temas asiáticos; por el otro, es un tema de estudio indirecto para la mayoría de los programas abocados al estudio de las relaciones transpacíficas; se trata de dos modalidades diferentes de generar conocimientos sobre Asia y cada una de ellas tiene sus propias justificaciones teóricas y prácticas.

Nuestro estudio está dividido en dos partes; en la primera, analizamos las iniciativas pioneras de los años 1960, en México; se trata de las primeras iniciativas para consolidar un campo temático hasta entonces ausente en los programas académicos. En la segunda parte, estudiamos el surgimiento de programas especializados en temas de la región del Pacífico en múltiples instituciones latinoamericanas, como resultado de la participación de México, Chile y Perú en foros como Pacific Economic Cooperation Council (PECC) y Asia Pacific Economic Cooperation (APEC). Queda pendiente, para una etapa ulterior, el estudio de otras iniciativas institucionales en esos mismos países y en el resto de América Latina.

 

Palabras clave: Estudios asiáticos, Estudios del Pacífico, Internacionalización de instituciones de educación superior, Inter-regionalismo Asia-América Latina, Arquitectura institucional regional.

Abstract

 

This work is part of the research agenda on the development of Latin American studies in Asia and Asian studies in Latin America, proposed in the framework of the Network on Internationalization of Academic and Scientific Mobility (Rimac). This is a first approach to the modalities that have adopted the Latin American institutional initiatives to generate knowledge about Asia; in that sense, we have limited the scope of study of the text to initiatives for Mexico, Chile and Peru and linked to regional forums Pacific. The reason for this choice, is the cause-effect it has had the participation of these countries in regional forums for the development of Asian studies; It should also be noted that, as an object of study, Asia is considered in two dimensions: one hand is the subject of direct study for a few specialized centers in Asian subjects; on the other, is an issue of indirect study for most programs engaged in the study of transpacific relations; it is two different ways of generating knowledge about Asia and each has its own theoretical and practical justifications.

Is divided in two parts our study; in the first, we analyze the pioneering initiatives of the 1960s, in Mexico; this is the first initiatives to consolidate a thematic area hitherto absent in academic programs. In the second part, we study the emergence of specialized programs on issues of the Pacific region in many Latin American institutions because of the participation of Mexico, Chile and Peru in forums such as Pacific Economic Cooperation Council (PECC) and Asia Pacific Economic Cooperation ( APEC). The study of other institutional initiatives in those countries and in the rest of Latin America is pending for a later stage.

 

Keywords: Asian Studies, Pacific Studies, Internationalization of higher education institutions, Inter-regionalism Asia-Latin America, Regional institutional architecture.

 

 

 

Las iniciativas pioneras

 

La década de 1960 es clave para entender los orígenes y la continuidad de los estudios sobre Asia en América Latina. Entonces, la comunidad académica de México respondió a las solicitudes de un contexto internacional favorable para el surgimiento de un “nuevo” campo disciplinario y para el establecimiento de vínculos entre instituciones asiáticas y latinoamericanas. En concordancia con el ambiente orientalista del momento, en México, El Colegio de México y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) establecieron sus respectivos Centros de Estudios Orientales.

 

De la SEO al CEAA de El Colegio de México

 

En 1960, la UNESCO buscaba extender el Proyecto Mayor Oriente-Occidente hacia América Latina; el objetivo era establecer puentes entre Asia y el resto del mundo, mediante el desarrollo de los estudios sobre aquél continente. Daniel Cosío Villegas, entonces presidente de El Colegio de México, fue receptivo a la iniciativa y promovió la instauración de la Sección de Estudios Orientales (SEO), en el recién creado Centro de Estudios Internacionales. En febrero de 1964, la SEO ofreció, por primera vez, la Maestría en Estudios Orientales, centrada en los estudios sobre China, India, Japón y Medio Oriente; de acuerdo con los récords históricos, 25 estudiantes regulares y 14 alumnos especiales conformaron la matrícula; cabe destacar la vocación regional del joven programa de posgrado: de los 25 estudiantes regulares, 13 eran mexicanos y 12 provenían de diferentes países latinoamericanos; entre los apoyos de la UNESCO, sobresalen las becas otorgadas a seis de los estudiantes latinoamericanos.2

En enero de 1966, la SEO comenzó la publicación de la revista Estudios Orientales; se trata de la revista más antigua, publicada en español, especializada en temas de Asia y, posteriormente, de África. En efecto, la evolución de la SEO fue muy rápida durante sus primeros años; en 1968, adquirió el estatus de Centro de Estudios Orientales y, en 1975, extendió su campo de estudio a África del Norte, para adquirir la denominación Centro de Estudios de Asia y África del Norte; en consonancia, ese mismo año, la revista también adquirió su nombre actual: Estudios de Asia y África.3 En 1982, los estudios sobre África fueron extendidos a todo el continente y el centro adquirió su denominación actual: Centro de Estudios de Asia y África (CEAA).

En enero de 1993, el CEAA emprendió los estudios sobre Corea y sobre el sureste de Asia y, en 1997, la Maestría en Estudios de Asia y África adquirió su perfil actual, constituido por las siguientes áreas de especialización: África, Medio Oriente, Sur de Asia, Sureste de Asia así como China, Japón y, durante algún tiempo, Corea.

De 1997 a 2012, el CEAA experimentó con un Doctorado en Estudios de Asia y África, orientado hacia la formación de investigadores especializados en temas de los dos continentes. También ha contribuido al desarrollo de los estudios transpacíficos mediante la participación en foros regionales como Pacific Economic Cooperation Council (PECC) y Asia Pacific Economic Cooperation (APEC).

En la actualidad, el Centro dispone de un equipo internacional especializado en la enseñanza de lenguas asiáticas y africanas así como en diversas disciplinas de las ciencias sociales y de las humanidades. Los egresados del CEAA trabajan para los gobiernos latinoamericanos y muchos de ellos impulsan los estudios sobre Asia y África en instituciones académicas del subcontinente.

 

Del CEO al SUEA de la Universidad Nacional Autónoma de México

 

El 21 de julio de 1966, Javier Barros Sierra, entonces rector de la UNAM, anunció la creación de tres centros especializados en los estudios de América Latina, América del Norte y Asia, en la Facultad de Filosofía y Letras, entonces dirigida por Leopoldo Zea. El tercer centro, denominado Centro de Estudios Orientales (CEO), tenía tres objetivos: “primero, proporcionar a los estudiantes de la UNAM una perspectiva general sobre Asia; segundo, estudiar las relaciones históricas que existían entre el mundo hispánico y Asia en los siglos XVI y XVII como trasfondo para comprender mejor las actuales entre México, América Latina y los países asiáticos, y tercero, llevar a cabo tales actividades dentro del marco cultural hispanoamericano y mexicano, impartiendo siempre la enseñanza básica en castellano.”4 Como instrumento de difusión del conocimiento sobre Asia, el CEO publicaría, en español, la revista Asia.

Un año después, el CEO inauguraba sus programas de licenciatura y de maestría en estudios orientales; las áreas de especialización fueron cuatro: Japón, China, Corea y sureste asiático; la formación ofrecida era pluridisciplinaria, basándose en la enseñanza de lenguas asiáticas y en las disciplinas de la historia, la filosofía y las letras. Un aspecto interesante puesto de realce por las crónicas universitarias es el proyecto de la UNAM de vincular el CEO con la SEO de El Colegio de México, en un Comité de Coordinación de los Estudios sobre Asia.5 La medida era pertinente, pues los especialistas en temas de Asia eran muy pocos.

Cierto, la vida del CEO fue muy corta y los miembros de la UNAM suelen decir que fue “suspendido por causas inexplicables;” no obstante, Lothar Knauth, actor central del CEO, proporciona claves que permiten formarse una idea del juego de intereses o, más bien, de desintereses que llevaron a la desaparición del CEO. Considera, sobre todo, que “algo era evidente desde el principio: sin el apoyo decidido y definitivo de las máximas autoridades de la UNAM, no existía posibilidad de ubicar al Centro en el nivel que exigía la institución hermana que también estudiaba entonces Asia.”6 Las “máximas autoridades” deben ser entendidas en tres niveles situados verticalmente, de acuerdo con las tradiciones de la administración pública mexicana: el rector de la institución, el director de la facultad y el director del Centro.

Habiendo sido un proyecto gestado durante la rectoría de Ignacio Chávez (13/II/ 1961-27/IV/1966),7 el CEO fue instituido bajo la de Javier Barros Sierra (5/V/1966-20/IV/ 1970);8 ésta, a su vez, fue sucedida por las de Pablo González Casanova (30/IV/1970-7/XII/1972)9 y de Guillermo Soberón Acevedo (3/I/1973-2/I/1981),10 correspondiendo a ésta última tomar la decisión de suspender el CEO. El juicio de Knauth sobre las actitudes de los rectores que presidieron la gestación y la institucionalización del CEO es claro: “si el proyecto había contado en sus orígenes con el aval del rector Chávez, su sucesor asumió en forma tibia el compromiso acerca de un proyecto en cuya concepción ni él ni el nuevo secretario general habían intervenido;” desafortunadamente, nuestro interlocutor nada menciona sobre la actitud de los dos rectores siguientes; sin embargo, dos años después de haber sido creado el CEO, el contexto político de México fue conmocionado por un movimiento estudiantil que focalizó la atención de las autoridades universitarias y federales. En esas condiciones, resulta comprensible el escaso interés prestado por las “máximas autoridades” a un proyecto académico novedoso.

En el plano de la dirección de la Facultad de Filosofía y Letras, Knauth es enfático: “la situación del Centro de Estudios Orientales –que ya había pasado por una primera crisis derivada del movimiento estudiantil del 68 cuando sus instalaciones fueron ocupadas por el Comité (sic) Nacional de Huelga–, empeoró con la llegada de un nuevo director de la Facultad de Filosofía y Letras en 1970. No sólo cesaron inmediatamente las compras de libros y las suscripciones a publicaciones periódicas, sino más aún, se hizo inaccesible el acervo bibliográfico acumulado.”11 En la ocurrencia, habiendo sucedió a Leopoldo Zea (1966-1970), Ricardo Guerra Tejada (1970-1978)12 es el director de la Facultad al cual hace referencia Knauth.

Finalmente, en relación al director del CEO, el juicio de Knauth es tajante: “en 1974, el Centro fue liquidado por la intervención de José Thiago Cintra que había venido de El Colegio de México como director terminador.”13 Cierto, Cintra fue egresado de la primera promoción de la Maestría en Estudios Orientales (1964-1967) de El Colegio de México; durante 1969-1971, fue el coordinador académico del rebautizado Centro de Estudios de Asia y África del Norte (CEAAN); de 1971 a 1975 fue el director de la revista del CEAAN, al mismo tiempo que asesoraba al presidente Luis Echeverría14 y que ejerció la dirección del CEO de la UNAM. El mismo Knauth reconoce la existencia de vasos comunicantes entre el CEO de la UNAM y el CEO-CEAAN de El Colegio de México; en consecuencia, era normal que un egresado de un programa de posgrado de El Colegio fuese nombrado director de un centro de estudios de la UNAM carente de interés para los responsables de las administraciones de la Universidad y de la Facultad; la verticalidad de las instituciones mexicanas parece haber entrado en juego para asignar a Thiago Cintra la tarea ingrata de “suspender” el CEO.

Más allá de las vicisitudes de la política universitaria, la influencia del CEO perdura, extendida a otras facultades como las de Ciencias Políticas y Sociales y de Economía, manteniendo el interés por los estudios de Asia; hasta muy recientemente, ese interés había sido fundamentalmente personal; es decir, individuos interesados en temas de Asia lograron hacerse un espacio en las estructuras académicas, realizando un trabajo cuasi religioso de investigación y de docencia.

Con la proyección internacional fulgurante de China y el interés despertado en los medios mexicanos, el panorama universitario cambió con la creación del Centro de Estudios China-México (CECHIMEX), en mayo de 2006. Bajo la influencia del Asian way of negotiation, CECHIMEX se propone como una entidad tripartita, donde concurren los sectores académico, gubernamental y privado. Su objetivo fundamental es “mejorar y profundizar el conocimiento de la socioeconomía china, enfatizando en las relaciones bilaterales de largo plazo entre ambos países;”15 este último punto destaca la singularidad del perfil del Centro. En la actualidad, las conferencias sobre China, los estudios sobre múltiples temas chinos y de la relación bilateral sino-mexicana así como las bases estadísticas sobre la economía china ponen de realce el minucioso trabajo desarrollado por el CECHIMEX. Un aspecto destacado de ese trabajo es la Red Académica de América Latina y el Caribe sobre China (Red ALC-China), la cual ha realizado dos encuentros bianuales, convocando un gran número de especialistas chinos y latinoamericanos sobre los temas de trabajo del CECHIMEX.

En noviembre de 2013, la UNAM volvió a asumir sus responsabilidades institucionales en el campo de los estudios sobre Asia, con la creación del Seminario Universitario de Estudios Asiáticos (SUEA). Con esta nueva iniciativa, la Universidad busca coordinar los especialistas dispersos en la Coordinación de Humanidades, tres facultades, seis institutos y tres centros de enseñanza e investigación. La misión del SUEA es concebida en dos planos: en el intrauniversitario, destaca la coordinación de las dependencias y de los individuos especializados en temas asiáticos; en el interuniversitario, es puesta de realce la vinculación con instituciones mexicanas y latinoamericanas involucradas en los estudios sobre Asia.16

En el campo de la docencia, destaca el Diplomado Universitario en Estudios sobre Asia, impartido en dos ocasiones, cubriendo un amplio espectro de temas asiáticos. En el campo de la vinculación académica, sobresalen la organización de seminarios bilaterales México-China y el reconocimiento del SUEA como un Centro de Estudios APEC. Con estas actividades, la UNAM ocupa el lugar que merece entre las instituciones de educación superior mexicanas y latinoamericanas involucradas en los estudios de Asia.

 

 

Los foros multilaterales y los estudios interregionales

 

Los foros de la región del Pacífico han tenido una influencia peculiar sobre el desarrollo de los estudios asiáticos: Asia es tratada en el contexto regional amplio del Pacífico y en el marco de disciplinas tales como la economía, la ciencia política o las relaciones internacionales; todavía más, podemos constatar un influjo directo del denominado Asian way of negotiation (es decir de la participación tripartita sector gubernamental, sector privado y sector académico) sobre prácticamente todos los foros existentes.17

Pacific Trade and Development Conference (PAFTAD) fue creado en 1968 y es el foro activo con mayor antigüedad; sus actividades han influido en el desarrollo de foros como Pacific Economic Cooperation Council (PECC) y Asia Pacific Economic Cooperation (APEC); éstos, sin embargo, han terminado por limitar la proyección de la Conferencia; por tal motivo, concentraremos nuestra atención sobre el impacto de PECC y de APEC en el desarrollo de los estudios regionales del Pacífico, en general, y de Asia, en particular.

 

Pacific Economic Cooperation Council

 

El foro Pacific Economic Cooperation Council fue creado en septiembre de 1980, en Canberra, por iniciativa de Masayoshi Ohira y de Malcolm Fraser, entonces primeros ministros de Japón y de Australia. El objetivo de PECC es estudiar los temas relevantes del desarrollo regional y formular recomendaciones destinadas a los actores sociales involucrados en esos temas. El criterio fundamental para participar en el foro es que un país determinado esté situado físicamente en la región del Pacífico, considerada ésta en un sentido muy amplio; sobre esta base, PECC cuenta con 23 comités nacionales y con Francia como miembro asociado, pues algunos de sus territorios de ultramar están situados en el Pacífico; adicionalmente, la Pacific Trade and Development Conference (PAFTAD) y el Pacific Basin Economic Council (PBEC agrupa representantes del sector privado) participan como miembros institucionales (ver cuadro 1). El rasgo distintivo de los comités nacionales de PECC consiste en que están constituidos por representantes gubernamentales, de la industria y del sector intelectual; pero la participación es estrictamente personal, para garantizar la libertad de las discusiones y la neutralidad de las opiniones formuladas.

Para participar en PECC, en 1988, el gobierno mexicano creó la Comisión Mexicana para la Cuenca del Pacífico18 y generó el ambiente propicio para el surgimiento de dos instancias académicas abocadas a los estudios regionales: en 1989, el Centro Universitario de Estudios e Investigación sobre la Cuenca del Pacífico en la Universidad de Colima19 y, en 1990, el Departamento de Estudios del Pacífico en la Universidad de Guadalajara.20 Ambas instituciones se han esforzado en consolidar equipos de investigación especializados en temas de la región del Pacífico, para sostener programas de docentes de grado y de posgrado así como sendas publicaciones periódicas especializadas en el área de estudio: las revistas Portes21 así como México y la Cuenca del Pacífico.22

Con el tránsito al siglo XXI, la agenda del foro ha evolucionado en paralelo con la de su contraparte APEC; en ese sentido, podemos decir que ha transitado del campo exclusivo de la cooperación económica al de la seguridad humana, multiplicando los temas y los grupos de trabajo; esta multiplicación, aunada a la participación extra-institucional de los individuos, dificulta el seguimiento detallado de las contribuciones de los académicos latinoamericanos a la agenda del foro. Sin embargo, durante los 1990, quien esto escribe participó en la Human Resources Development Task Force (HRDTF), estudiando temas como los flujos migratorios intra e interregionales o como el desarrollo de los principales centros urbanos del Pacífico.

El desarrollo y la consolidación de los APEC Study Centers (APEC-SC), como veremos más adelante, permitió crear instancias académicas institucionales y, con mucha frecuencia, los académicos participantes en PECC fueron los promotores de los APEC-SC en sus respectivos países. Eso explica, por ejemplo, la participación de académicos participantes de manera simultánea en PECC y APEC en la formulación de diversas iniciativas de APEC y nos permite transitar hacia el análisis de este foro.

 

APEC y los Centros de Estudios APEC

 

Asia Pacific Economic Cooperation (APEC) es, en su origen, una iniciativa del gobierno australiano para crear un foro gubernamental que permitiese la vinculación de Australia y Nueva Zelanda con Japón y Corea, en Asia del este, y con Brunei, Filipinas, Indonesia, Malasia, Singapur y Tailandia, en Asia del sudeste. El gobierno estadounidense ejerció prontas presiones para ser incluido en el proyecto, junto con el de Canadá, con el cual recientemente se había asociado mediante un acuerdo comercial bilateral.

En 1989, APEC fue instituido como un foro gubernamental con doce miembros y abocado a la cooperación económica; se preveía que su carácter fuera consultivo y, en consecuencia, las conclusiones alcanzadas no fueran vinculantes para ninguno de los participantes. No obstante, factores políticos pronto influyeron sobre el desarrollo del foro:

· En 1991, preocupados por la reinserción de China en el sistema institucional global, los gobiernos del sureste de Asia propusieron a sus contrapartes invitar a las autoridades políticas de la República Popular China, de la República China y de Hong Kong para participar en el foro. La incorporación oficial de estas tres entidades políticas se concretizó en 1992 e introdujo una nueva jerga, pues la renuencia china de reconocer el gobierno de la República China obligó: a referirse a ésta como Chinese Taipei; a dejar de hablar de gobiernos o de países, para referirse a “economías;” a poner de realce el carácter laxo del foro y la dimensión no vinculante de sus conclusiones.

· En 1993, la reunión ministerial se desarrolló en Seattle, Estados Unidos. William Clinton utilizó su influencia política para convocar una reunión cumbre de jefes de Estado y de gobierno de APEC. Las protestas malasias y chinas no se hicieron esperar y la reunión cumbre adoptó el nombre eufemístico de “Reunión de líderes económicos de APEC.” Con la institucionalización de la reunión de lEn 1994, (APEC-SCIC)los y que cristalizaron en el APEC Bussines Advisory Council (ABAC) y el APEC Study Center International Coíderes, la administración Clinton perseguía varios objetivos: primero, superar la laxitud del foro, para tornarlo más vinculante; segundo, introducir una agenda favorable a la promoción de acuerdos comerciales intergubernamentales como el Acuerdo de Libre Comercio de América del Norte (ALCAN), recién negociado con Canadá y México; tercero, incorporar los sectores privado y académico en foros paralelos y que cristalizaron en el APEC Bussines Advisory Council (ABAC) y el APEC Study Centers Consortium (APEC-SCC).

En efecto, la “Iniciativa en Educación” de los jefes de estado y de gobierno fue un llamado “para promover la cooperación regional entre institutos de educación superior y de investigación para promover una colaboración académica mayor para enfrentar los retos económicos regionales claves.”23 En la actualidad existen más de 100 APEC-SC en los 21 países miembros del foro. Las modalidades adoptadas en cada país para desarrollar los APEC-SC fueron diferentes y los tres países de América Latina participantes en el foro no fueron la excepción.

 

Los APEC-SC mexicanos

 

En 1993, el Centro de Estudios de Asia y África de El Colegio de México incluyó en sus programas de investigación y docencia los estudios sobre la península coreana y el Asia del Sureste; ese mismo año, también comenzó la publicación del anuario Asia Pacífico; como resultado del trabajo realizado en torno a los procesos regionales, en 1996, la Secretaría de Relaciones Exteriores propuso a El Colegio de México crear un Centro de Estudios APEC, para dar cumplimiento a la Iniciativa en Educación de los líderes de APEC;24 la administración institucional aceptó la propuesta; pero, debido a que la estructura interna de la institución está basada en los Centros de Estudios, decidió denominarlo Programa de Estudios APEC (PE-APEC), ubicándolo dentro del Centro de Estudios de Asia y África.

En 2002, durante el ejercicio mexicano de la presidencia pro tempore del foro, el PE-APEC de El Colegio de México presidió la reunión del APEC-SCC; dadas las prerrogativas del organizador, el coordinador del PE-APEC invitó a representantes del Centro Universitario de Estudios e Investigaciones sobre la Cuenca del Pacífico de la Universidad de Colima, del Departamento de Estudios del Pacífico de la Universidad de Guadalajara así como de El Colegio Mexiquense para asistir a la reunión del Consorcio. En los años posteriores, con el aval académico del PE-APEC de El Colegio de México, las dependencias de las universidades de Colima, de Guadalajara y de la Universidad Autónoma de Baja California Sur, obtuvieron el reconocimiento como APEC-SC por parte del gobierno mexicano y del Secretariado de APEC.

En 2004, los cuatro APEC-SC mexicanos existentes constituyeron el Consorcio Mexicano de Centros de Estudios APEC (CONMEX-CEA).25 En 2006, El Colegio de México decidió suprimir el PE-APEC y, en 2007, dejar de publicar el anuario Asia Pacífico. Otras instituciones retomaron la iniciativa y, desde entonces, la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey-campus Guadalajara, la Universidad Veracruzana y la Universidad Nacional Autónoma de México también han sido reconocidas como sedes de Centros de Estudios APEC.

Un aspecto relevante de los CE-APEC mexicanos es la diversificación de su vocación académica: mientras el CEAA se especializa en los estudios de Asia, el CUEICP, el DEP desarrollan de manera multidimensional los estudios regionales; los CE-APEC restantes focalizan sus esfuerzos en campos disciplinares definidos: la UABCS, en medio ambiente; la Universidad Michoacana en economía financiera; el ITESM-Guadalajara en temas de negocios; la Universidad Veracruzana, en relaciones México-China. La UNAM, como hemos señalado líneas arriba, se diferencia de las demás instituciones en la medida en que el Seminario Universitario de Estudios Asiáticos coordina de manera transversal los especialistas y sus instituciones de adscripción, cubriendo un extenso campo de los estudios sobre Asia y sobre la región del Pacífico

 

La Fundación Chilena del Pacífico

 

En 1994, Chile ingreso a APEC; ante las modalidades tripartitas de los foros regionales, los responsables de la política exterior chilena se preocuparon en instalar “alguna institución mixta, que fuese capaz de congregar en su seno al sector público y a los privados, de manera de dar mayor sustento a los vínculos con el Asia Pacífico. Tras explorar diversas opciones se consideró que lo más funcional al propósito definido era crear una fundación. Esta figura permitiría canalizar la participación y aportes, tanto de instancias gubernamentales, como de empresas y particulares.”26

La Fundación Chilena del Pacífico fue constituida el 2 de noviembre de 1994, para desempeñarse como Secretaría Nacional, en los foros dónde Chile participa; con esta calidad, coordina las actividades chilenas relacionadas con PECC, APEC, ABAC, Foro de Cooperación América Latina-Asia del Este (FOCALAE) y Alianza del Pacífico.27 En 1995, el gobierno chileno designó la Fundación como el Centro de Estudios APEC de el país.28 Como tal, su funcionamiento es sui generis, pues carente de personal académico propio, la Fundación convoca y coordina el trabajo de los especialistas adscritos a las diversas instituciones de educación superior chilenas. Dos virtudes tiene esta modalidad: garantiza la coordinación gubernamental de los sectores participantes en los procesos regionales y permite poner en práctica políticas de largo plazo que superan los aleas de la vida política nacional.

Más allá de la Fundación, la Pontificia Universidad Católica de Chile es la única en contar con un Centro de Estudios Asiáticos cuya misión consiste en “impulsar y canalizar la investigación, y realizar docencia en temas vinculados con Asia, con el propósito de aumentar el conocimiento que en Chile en particular, e Iberoamérica en general, se tenga sobre los distintos países asiáticos.”29

Diversas instituciones chilenas de educación superior han desarrollado programas especializados en la región del Pacífico30 y, a través de ellos, incorporan Asia en la agenda de investigación:

· La Universidad de Chile destaca por contar con dos de esos programas: el Centro Asia Pacífico, en el Instituto de Estudios Internacionales, y el Centro Asia-Latinoamérica, en la Facultad de Economía y Negocios.

· La Pontificia Universidad Católica de Valparaíso cuenta con un Programa Asia Pacifico, especializado en la administración de negocios y adscrito a la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas.

· La Universidad Diego Portales ha desarrollado un Centro Asia Pacífico, especializado en “las áreas de comercio y negocios entre las orillas asiática y latinoamericana del Pacífico,”31 adscrito a la Facultad de Economía y Empresa.

· La Universidad Gabriela Mistral creó, en 1982, el Instituto del Pacífico; la denominación ha cambiado recientemente a la de Instituto del Pacífico y del Índico, para extender la cobertura de los estudios del Pacífico a Asia del Sur.32

La Biblioteca del Congreso Nacional de Chile por su parte ha desarrollado una iniciativa interesante con su Programa Asia Pacífico, cuya principal finalidad es informar al público de las actividades realizadas por los parlamentarios chilenos en el espacio regional; más allá de este campo, el Programa cubre temas sobre Asia en la agenda política chilena y sobre la proyección de los chilenos en la región del Pacífico. La página electrónica del Programa es una de las más activas y con mayor alcance en América Latina.33

 

La Red Peruana de Estudios del Asia Pacífico

 

En noviembre de 1998, Perú fue reconocido como miembro de pleno derecho de APEC. Con ello, culminó una ofensiva diplomática que permitió la incorporación del sector privado peruano al Pacific Basin Economic Council (PBEC), en 1990, y el reconocimiento del comité nacional por parte de PECC, en 1991. La participación de personalidades académicas en este último, llegado el momento, facilitó la creación de Centros de Estudios APEC por parte de universidades tanto públicas como privadas. En 2008, las instituciones involucradas en los estudios sobre Asia y sobre la región del Pacífico decidieron crear la Red Peruana para Estudios del Asia Pacífico (REDAP). La REDAP funciona bajo el principio de una coordinación anualmente rotativa y de acuerdo con la antigüedad del reconocimiento de cada institución como Centro de Estudios APEC.34 En la actualidad, REDAP está constituida por 14 instituciones educativas, de las cuales seis son públicas y ocho privadas (ver cuadro 2).

En relación con el foco de atención de las instituciones peruanas, cabe señalar que la Pontificia Universidad Católica del Perú es la única con un Centro de Estudios Orientales, especializado en temas de Asia. Las universidades UNI, UNALM y UPC, especializadas en campos disciplinares específicos, desarrollan estudios relacionados con dichos campos, en el marco general de la región del Pacífico. Las diez instituciones restantes se orientan o bien a temas de carácter económico-financiero, o bien a temas relacionados con la administración de negocios, en el marco de la región del Pacífico.

En mayo de 2016, durante el segundo ejercicio de la presidencia pro tempore de APEC por parte del gobierno peruano, REDAP tuvo la responsabilidad de organizar la reunión del APEC SCC, en la ciudad de Arequipa.

 

 

Consideraciones finales

 

Las iniciativas institucionales para generar conocimientos sobre Asia aquí estudiadas no abarcan el amplio universo de los programas desarrollados recientemente en los tres países. Queda pendiente el estudio de iniciativas al margen de los foros regionales y el de iniciativas institucionales en el resto de América Latina; pues, el ascenso económico de los países asiáticos del Pacífico y sus vínculos con los de América Latina han despertado el interés académico en el subcontinente; como hemos visto, cada institución, considerada individualmente, y las instituciones de un país, consideradas colectivamente, han respondido con originalidad a las solicitudes de un medio ambiente propicio para emprender el estudio de Asia.

Las experiencias estudiadas nos han permitido constatar que, en América Latina, los estudios sobre Asia han sido desarrollados bajo dos modalidades diferentes, pero complementarias:

· Por un lado, unos pocos Centros han considerado Asia como un objeto de estudio directo y se dedican a profundizar el conocimiento sobre múltiples dimensiones de las sociedades asiáticas, en general, y asiáticas del Pacífico, en particular; el aprendizaje de lenguas y el conocimiento de las culturas asiáticas son instrumentos clave para la producción de nuevos conocimientos.

· Por otro lado, una amplia mayoría de los programas más recientes han optado por estudiar Asia de manera indirecta, a través de los complejos juegos de relaciones económicas, políticas, culturales y sociales donde participan asiáticos y latinoamericanos. Los especialistas en estos campos necesitan estar dotados de una sólida formación disciplinar y una gran fluidez en el uso del inglés.

Ponemos de realce la importancia de las habilidades lingüísticas de los especialistas tanto en temas de Asia como en temas de la región del Pacífico, pues son una condición sine qua non para realizar un trabajo destinado, en última instancia, a un público hispanohablante. Con esto deseamos conminar a las instituciones latinoamericanas de educación superior para poner especial cuidado en la formación de sus estudiantes en lenguas extranjeras, herramienta básica para cualquier proyecto de internacionalización.

Como anunciamos en la introducción, para futuras entregas, queda pendiente el estudio de otras iniciativas institucionales en los países estudiados y en el resto de los países latinoamericanos.

Notas

 

1. Trabajo realizado con el apoyo de la Red sobre Internacionalización de las Movilidades Académicas y Cientificas (RIMAC), Programa de Redes Temáticas del CONACYT http://www.rimac.mx.

2. El Colegio de México, Centro de Estudios de Asia y África, Historia; disponible en: http://ceaa.colmex.mx/ceaa/historia

3. El Colegio de México, Revistas, Estudios de Asia y África; disponible en: http://revistas.colmex.mx/sobre-estudios-de-asia-y-africa/

4. Vera Valdés Lakowsky, “Tiempo, historia y enseñanza: sobre el quehacer del historiador Lothar Knauth”; en: Vera Valdés Lakowsky (editora), Tiempo, historia y enseñanza. Acercamiento a la metodología del historiador y al estudio del este de Asia. Homenaje a Lothar Knauth, Colección Jornadas, Facultad de Filosofía y Letras, UNAM, México, D.F., 2004.

5. Idem.

6. Lothar Knauth, “La trayectoria de la investigación y la docencia sobre Japón en la UNAM,” en: Alicia Girón, Aurelia Vargas y Carlos Uscanga (coordinadores), La Misión Hasekura: 400 años de su legado en las relaciones entre Japón y México; UNAM, México, D.F., 2015. p. 15.

7. Wikipedia, Ignacio Chávez, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Ignacio_Chávez

8. Wikipedia, Javier Barros Sierra, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Javier_Barros_Sierra

9. Wikipedia, Pablo González Casanova, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Pablo_González_Casanova

10. Wikipedia, Guillermo Soberón Acevedo, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Guillermo_Soberón_Acevedo

11. Lothar Knauth, op. cit.

12. Facultad de Filosofía y Letras, Repositorio de la Facultad de Filosofía y Letras. UNAM, 02. Directores de la Facultad de Filosofía y Letras, disponible en: http://ru.ffyl.unam.mx:8080/handle/10391/3123

13. Lothar Knauth, op. cit.

14. Flora Botton, Susana B. C. de Valle y Michiko Tanaka, “In memoriam, José Thiago Cintra (1936-1998), en Estudios de Asia y África, Vol. 33, Nº 1, (105), enero-abril, 1998, pp. 211-216.

15. UNAM, Facultad de Economía, CECHIMEX; disponible en: http://www.economia.unam.mx/cechimex/index.php/es/quienes-somos

16. UNAM, Seminario Universitario de Estudios Asiáticos, Misión; disponible en: http://suea.unam.mx/index.php/suea/mision

17. La excepción más evidente es la del Asia Pacific Parliamentarian Forum (APPF) constituido exclusivamente por legisladores.

18. Germán A. de la Reza (coordinador), México más allá del TLCAN. Competitividad y diversificación de mercados, UAM Azcapotzalco-Plaza y Valdéz, México, 2004, p. 163.

19. Universidad de Colima, Centro Universitario de Estudios e Investigaciones sobre la Cuenca del Pacífico, disponible en: http://portal.ucol.mx/cueicp2/

20. Universidad de Guadalajara, Departamento de Estudios del Pacífico, http://www.cucsh.udg.mx/content/departamento-de-estudios-del-pacifico

21. Para mayor detalle informativo, ver la página electrónica de la revista en: http://www.portesasiapacifico.com.mx

22. Para mayor detalle informativo, ver la página electrónica de la revista en: http://www.mexicoylacuencadelpacifico.cucsh.udg.mx/historia_de_la_revista

23. APEC, APEC Study Centers Consortium, disponible en: http://www.apec.org/Groups/Other-Groups/APec-Study-Centres-Consortium.aspx

24. Cecilia Ramírez Figueroa, “El ingreso y la participación de México en el APEC”; en: Remedios Gómez Arnau, Rocío Vargas Suárez y Julián Castro Rea (coordinadores), Las políticas exteriores de Estados Unidos Canadá y México en el umbral del siglo XXI, CISAN-UNAM, México, 2003, p. 296.

25. Consorcio Mexicano de Centros de Estudios APEC, Historia, disponible en: http://www.conmex-ceapec.org/?q=historia

26. Fundación Chilena del Pacífico, Reseña, disponible en: http://www.funpacifico.cl/fundacion-chilena-del-pacifico/resena/

27. Fundación Chilena del Pacífico, Actividades, disponible en: http://www.funpacifico.cl/actividades/

28. Fundación Chilena del Pacífico, Actividades, Foro de Cooperación Económica Asia Pacífico, disponible en: http://www.funpacifico.cl/actividades/foro-de-cooperacion-economica-asia-pacifico-apec/

29. Centro de Estudios Asiáticos UC, Presentación, disponible en: http://estudiosasiaticos.uc.cl/index.php/acerca-del-centro/presentacion

30. Casa Asia, Estudios de Asia Pacífico en Iberoamérica, disponible en: https://www.casaasia.es/iberoasia/estudios1.html?reload_coolmenus

31. Universidad Diego Portales, Centro Asia Pacífico, Quiénes somos?, disponible en: http://www.asia.udp.cl/somos.htm

32. Universidad Gabriela Mistral, Instituto del Pacífico y del Índico, disponible en: http://www.ugm.cl/instituto/instituto-del-pacifico-y-del-indico/

33. Biblioteca del Congreso Nacional, Programa Asia Pacífico, disponible en: http://www.bcn.cl/observatorio/asiapacifico/acerca-de

34. APEC Secretariat, APEC Secretariat Contact List. APEC Study Centers Consortium (updated on June 2009), disponible en: www.bm.ust.hk/apecsc/asc_detailed.doc

Bibliografía

 

A. de la Reza, Germán (coordinador). (2004). México más allá del TLCAN. Competitividad y diversificación de mercados, UAM Azcapotzalco-Plaza y Valdéz, México, p. 163. http://www.apec.org/Groups/Other-Groups/APec-Study-Centres-Consortium.aspx

APEC Secretariat. (2009). APEC Secretariat Contact List. APEC Study Centers Consortium (updated on June), disponible en: www.bm.ust.hk/apecsc/asc_detailed.doc

APEC, APEC Study Centers Consortium, disponible en: Biblioteca del Congreso Nacional, Programa Asia Pacífico, disponible en: http://www.bcn.cl/observatorio/asiapacifico/acerca-de

Botton, Flora, C. de Valle Susana B. y Tanaka, Michiko (1998). “In memoriam, José Thiago Cintra (1936-1998)” en Estudios de Asia y África, vol. 33, núm. 1, (105), enero-abril, pp. 211-216.

Casa Asia, Estudios de Asia Pacífico en Iberoamérica, disponible en: https://www.casaasia.es/iberoasia/estudios1.html?reload_coolmenus

Centro de Estudios Asiáticos UC, Presentación, disponible en: http://estudiosasiaticos.uc.cl/index.php/acerca-del-centro/presentacion

Consorcio Mexicano de Centros de Estudios APEC, Historia, disponible en: http://www.conmex-ceapec.org/?q=historia

El Colegio de México, Centro de Estudios de Asia y África, Historia; disponible en: http://ceaa.colmex.mx/ceaa/historia

El Colegio de México, Revistas, Estudios de Asia y África; disponible en: http://revistas.colmex.mx/sobre-estudios-de-asia-y-africa/

Facultad de Filosofía y Letras. Repositorio de la Facultad de Filosofía y Letras. UNAM, 02. Directores de la Facultad de Filosofía y Letras, disponible en: http://ru.ffyl.unam.mx:8080/handle/10391/3123

Fundación Chilena del Pacífico. Actividades, disponible en: http://www.funpacifico.cl/actividades/

Fundación Chilena del Pacífico. Actividades, Foro de Cooperación Económica Asia Pacífico, disponible en: http://www.funpacifico.cl/actividades/foro-de-cooperacion-economica-asia-pacifico-apec/

Fundación Chilena del Pacífico. Reseña, disponible en: http://www.funpacifico.cl/fundacion-chilena-del-pacifico/resena/

Knauth, Lothar (2015). “La trayectoria de la investigación y la docencia sobre Japón en la UNAM” en Alicia Girón, Aurelia Vargas y Carlos Uscanga (coordinadores), La Misión Hasekura: 400 años de su legado en las relaciones entre Japón y México, UNAM, México, D.F., p. 15.

Ramírez Figueroa, Cecilia (2003). “El ingreso y la participación de México en el APEC”, en Remedios Gómez Arnau, Rocío Vargas Suárez y Julián Castro Rea (coordinadores), Las políticas exteriores de Estados Unidos Canadá y México en el umbral del siglo XXI, CISAN-UNAM, México, p. 296.

UNAM. Facultad de Economía, CECHIMEX; disponible en: http://www.economia.unam.mx/cechimex/index.php/es/quienes-somos

UNAM. Seminario Universitario de Estudios Asiáticos, Misión; disponible en: http://suea.unam.mx/index.php/suea/mision

Universidad de Colima. Centro Universitario de Estudios e Investigaciones sobre la Cuenca del Pacífico, disponible en: http://portal.ucol.mx/cueicp2/

Universidad de Colima, Centro Universitario de Investigaciones sobre la Cuenca del Pacífico, Revista Portes, http://www.portesasiapacifico.com.mx

Universidad de Guadalajara. Departamento de Estudios del Pacífico, http://www.cucsh.udg.mx/content/departamento-de-estudios-del-pacifico

Universidad de Guadalajara. Departamento de Estudios del Pacífico, México y la Cuenca del Pacífico http://www.mexicoylacuencadelpacifico.cucsh.udg.mx/historia_de_la_revista

Universidad Diego Portales. Centro Asia Pacífico, Quiénes somos?, disponible en: http://www.asia.udp.cl/somos.htm

Universidad Gabriela Mistral, Instituto del Pacífico y del Índico, disponible en: http://www.ugm.cl/instituto/instituto-del-pacifico-y-del-indico/

Valdés Lakowsky, Vera. (2004). “Tiempo, historia y enseñanza: sobre el quehacer del historiador Lothar Knauth” en Vera Valdés Lakowsky (editora), Tiempo, historia y enseñanza. Acercamiento a la metodología del historiador y al estudio del este de Asia. Homenaje a Lothar Knauth, Colección Jornadas, Facultad de Filosofía y Letras, UNAM, México, D.F., 2004.

Wikipedia. Guillermo Soberón Acevedo, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Guillermo_Soberón_Acevedo

Wikipedia. Ignacio Chávez, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Ignacio_Chávez

Wikipedia, Javier Barros Sierra, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Javier_Barros_Sierra

Wikipedia. Pablo González Casanova, disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Pablo_González



DATOS DE CONTACTO